El moldeo por inyección es un proceso de moldeo primario para la producción secuencial de una o más piezas termoplásticas tridimensionales. Para esto se dosifica el plástico, posiblemente juntamente con aditivos como masterbatches, en la tolva de la máquina de moldeo por inyección y se introduce en el cilindro calentado de la máquina mediante un husillo que gira debajo. Allí, los componentes se funden, se homogeneizan y se transportan hacia la boquilla cerrada de la máquina en el extremo del cilindro, donde se forma un cojín de masa fundida. Para inyectar la masa fundida en el molde, la boquilla se abre y el husillo se mueve hacia adelante. La presión de inyección aplicada asegura que la cavidad se llene completamente. Mientras que el enfriamiento comienza allí de inmediato, se inyecta más masa fundida para compensar la pérdida de volumen durante la solidificación. La herramienta se abre tan pronto que el plástico haya alcanzado la estabilidad suficiente para permitir que la pieza o las piezas caigan o se retiren. Al mismo tiempo, la máquina proporciona el siguiente cojín de inyección.

El portfolio de productos de FKuR incluye una gran cantidad de grados de moldeo por inyección biobasados y en parte también biodegradables o compostables industrialmente.